Czas  10 minut

Współrzędne 295

Uploaded 4 czerwca 2015

Recorded maja 2015

-
-
1 394 m
348 m
0
2,6
5,3
10,52 km

Obejrzane 1863 razy, pobrane 126 razy

w pobliżu  Argolibio, Asturias (España)

ARGOLIBIO (368) (Amieva)-PICO CARRIÁ (1.439) (Parque Natural de Ponga)

DATOS TÉCNICOS:

RECORRIDO: 10,90 k.
ALTURA MÁXIMA: 1.439 m.
ALTURA MÍNIMA: 368 m.
ASCENSO TOTAL: 1.228 m.
TIEMPO EN MOVIMIENTO: 3,33 h.
FECHA DE REALIZACIÓN: Mayo de 2015.

ARGOLIBIO (368) es una pequeña población del CONCEJO DE AMIEVA, emplazada a dos kilómetros de la N-625, que comunica CANGAS DE ONÍS (81) con el PUERTO DEL PONTÓN (1.280), transitando por el DESFILADERO DE LOS BEYOS. Se accede a la misma por la AM-1, carretera comarcal que, partiendo de VEGA DE CIEN (200), serpentea en ascenso, rumbo al poniente, y atraviesa el municipio de este a oeste por colinas y colladas, para enlazar, al cabo de 11 kilómetros, con la AS-261, destino BELEÑO (619), capital del concejo pongueto.

A su vez, el P. CARRIÁ (1.439) se sitúa en el extremo septentrional del parque, limitando con el CONCEJO DE AMIEVA. Por su emplazamiento es balconada singularísima para asomarse a LOS BEYOS. Sus imponentes rampas meridionales conforman láminas simétricas de roca caliza, que se perfilan en pliegues verticales, precipitando, mil metros más abajo, en el salvaje abismo del SANTANGUSTIA, contiguo al desfiladero, río que vierte sus aguas en el SELLA.

De ahí que el acceso a la cima por esa vertiente resulte sumamente fatigoso, partiendo de SAN IGNACIO (340) a través de la CANAL ROBLE, tira herbosa entre estratos rocosos, que desciende paralela a los mismos desde el collado homónimo, en la base este del pico. No tan dura, pero sí más expuesta, es la subida por la cara oeste desde el COLLADO TRECHO (1.193), siguiendo un profundo canalizo que confluye en la cumbre. Pero la verdadera dimensión del coloso Carriá, masa pétrea cincelada en simetría, se aprecia justamente desde el sur y el oeste. Por ello hemos incluido sorprendentes imágenes del mismo, tomadas desde picos hermanos ubicados en esas latitudes.

El PARQUE NATURAL DE PONGA -Reserva de la Biosfera, julio de 2018-, que ocupa la totalidad de ese concejo, se sitúa en la montaña centro-oriental de Asturias, entre el Parque Nacional de los Picos de Europa y el Parque Natural de Redes, con una superficie protegida de 20.533 hectáreas. Se caracteriza por un fuerte relieve en el que destacan cordales rocosos, como la crestería del Tiatordos (1.951) de naturaleza calcárea, y encajonados desfiladeros, como el mencionado de los Beyos, donde los abruptos roquedos calizos son cortados limpiamente por el cauce del río Sella.

Abundan asimismo masas boscosas formadas por tejos, robledales, abedulares, fresnedas, castañares, arces y alisedas. Pero entre la flora destacan los hayedos, siendo estrella la “Reserva Natural Parcial de Peloño”. El parque tiene también reconocidas otras figuras de protección: “Lugar de Importancia Comunitaria de Ponga-Amieva”, “Zona Especial de Conservación Ponga-Amieva” y “Zona de Especial Protección para las Aves Redes”.

Aparcamos en las inmediaciones de ARGOLIBIO (368). Estamos viendo al sureste, por encima de los Beyos, JORCADA LA TRANZA (751) y P. CANELLÍN (1.108) con picos del CORNIÓN asomando al fondo. Al oeste, tras el pueblo, el encuadre del P. DEL TEYE (1.047), punta izquierda del pequeño cordal que finaliza en el P. CUMBRE (986), y el CDO. SEBARELLA (444) más al norte, por donde discurre la AM-1. Cruzamos sus calles dirección suroeste, tomando una senda que, cien metros, después abandonamos virando rumbo sur.

Seguimos un sendero en ascenso serpenteante, con restos de calzada en algunos tramos, entre frondosa foresta de robles, alisos, fresnos, avellanos y praderías con cabañas. En una de ellas encontramos cinco ovejas muertas por acción del lobo, según confirmó un ganadero de la zona. Los buitres aguardaban en los aledaños esperando su turno. Es el llamado “CAMÍN DEL RAMETU”, aludiendo a un antiguo aparejo de transporte por arrastre, en un entorno por donde el carruaje no puede transitar. El itinerario discurre a lo largo de dos kilómetros por la falda oriental del PORRU MONERU (739), subcordal del Carriá, franqueando al final una portilla.

Salimos a espacio abierto de camperas y cabañas, MAJADA MONERU (620), rodeada de bosque. Desde la misma divisamos al este la SIERRA DE AMIEVA, con el PRINIELLO (1.230) ligeramente destacado, y de nuevo el CANELLÍN (1.108) a su derecha, desde otra perspectiva. Continuamos por la senda marcada, nueva portilla y desembocamos en el cruce de la pista hormigonada VEGA DE CIEN-ORIA (610). Emergen ya al sureste, por encima de los montes de Amieva, cumbres señeras del Macizo Occidental, T. DE SANTA MARÍA (2.486) y PEÑA SANTA (2.596) entre otras, una constante en lo que resta de camino.

Tomamos la pista de cemento, en ascenso zigzagueante rumbo sur, al abrigo del tupido hayedo, hasta un nuevo claro de praderías y cabañas, PRAU DE ESPINA (780), escoltado a su vez por más hayas. Al término del hormigón, otra portilla marca la continuación de la senda con dirección a ORIA (870), manteniendo el mismo rumbo. Divisamos ya al fondo sur el P. ROBLE (1.313) y collado homónimo, referencia en nuestro itinerario para la acometida final a nuestro objetivo. ORIA (870) es todo un complejo de cuadras, majadas, cabañas, valle homónimo, que se extiende de norte a sur por vaguadas y colinas a lo largo de más de un kilómetro, con abundante foresta a uno y otro lado.

Antes de finalizar la senda, cuando gira rumbo este deslizándose por la vaguada del VALLE DE ORIA, hemos de abandonarla. Estamos en el umbral de una alargada, ancha y empinada canal, emparedada entre laderas calcáreas forestadas por el hayedo, procedente de las estribaciones septentrionales del CARRIÁ (1.439) y del CDO. ROBLE (1.268). La opción menos mala, apuntada por el “track”, sugiere afrontar la subida con tendencia a la derecha, ganando paulatinamente altura a campo través, alternando con veredas, que se escalonan en sucesivos planos –todo ello en medio del bosque- hasta alcanzar el espacio abierto de ESPINA (1.016), con abundante espino albar y abrevadero para el ganado.

Esta opción implica franquear diversos espacios vallados con estacas y alambradas, que dificultan penosamente la marcha. La otra alternativa sería dirigirse directamente a la RIEGA DE ORIA, siguiendo el curso ascendente de la misma, pasando por FUENTE ESCALÍN (900), para confluir en el mismo punto de ESPINA (1.016). Pero el agua, el barro, la tupida vegetación y la carencia de señales hacen igualmente penosa la subida.

Durísima remontada nos espera por la canal de terreno herboso, un claro en el bosque envolvente, hasta superar LES ANGRES (1.200), antesala del COLLADO ROBLE (1.268), que avistamos próximo, alto que separa el pico homónimo (1.313) del CARRIÁ (1.439), habiendo tenido que superar un exigente desnivel de aproximadamente 350 metros desde Fuente Escalín en lo profundo de la riega. Echando la vista atrás, en el abismo queda el hermoso valle de Oria, con PORRU MONERU (739) a la izquierda y MOTA CETÍN (1.134), más allá, en el horizonte lejano.

Virando rumbo noroeste iniciamos el cómodo ascenso al pico por su cara oriental, a caballo entre las abruptas pendientes ponguetas de pliegues calizos, en alternancia con tiras de pastizales, y las suaves ondulaciones de la vertiente amievense salpicada de hayas. Son otros 200 metros de desnivel más llevadero hasta coronar la cima, marcada con cruz y buzón de cumbre. Es una grata recompensa, tras el esfuerzo de los tramos finales, pisar una cota, aparentemente inaccesible, que habíamos contemplado con admiración y sorpresa desde colladas y picos del extenso CORDAL DE PONGA Y CASO.

Al este, los abismos seductores del desfiladero de los Beyos con el PRECORNIÓN y CORNIÓN en el horizonte lejano. Al sur y poniente, los picos y peñas ponguetos clásicos: PEÑA SALÓN /1.243) en primer término, SUBES (1.480) y SEN DE LOS MULOS (1.505) detrás; RECUENCU (1.648), ZORRU (1.841), PILEÑES (2.012) y TEN (2.140) a la derecha en planos sucesivos; MACIÉDOME (1.899) y TIATORODOS (1.951) en el extremo oeste del cordal y PIERZU (1.552) alineado con CARRIÁ, límite entre concejos. Al norte, la Amieva descrita.

Ruta no muy larga, sin complicaciones técnicas, pero sí muy exigente por el desnivel a superar en apenas cinco kilómetros, especialmente duros en los últimos tramos. No sería recomendable para senderistas poco avezados. Hacer cima es un hito para cualquier montañero sensible al embrujo de la naturaleza salvaje. Producen asombro con mezcla de exquisito deleite las variadísimas panorámicas del parque: cumbres míticas, tajos salvajes, hayedos sin parangón, colladas atalayas, arroyos de aguas bravas, valles de ensueño, donde formas y matices cromáticos mutan al compás de las estaciones. Y todo ello desde la cima del Carriá. ¡Venturoso Parque Natural de Ponga!





.
ARGOLIBIO
SENDA A MAJADA MONERU
MAJADA MONERU
CRUCE PISTA VEGA DE CIEN-ORIA
PRAU DE ESPINA
MAJADA ORIA
LES ANGRES
COLLADO ROBLE
PICO CARRIÁ

2 Opinie

  • Zdjęcie ferjustin

    ferjustin 2015-06-05

    Al llegar a Argilobio, lo primero que vemos es un murallón tras las primeras casas del pueblo, se trata de los picos Teye y Cumbre, también se vislumbra la presencia un un importante ejemplar de tejo. https://es.wikiloc.com/rutas-outdoor/argolibio-368-amieva-pico-carria-1-439-parque-natural-de-ponga-9869515#wp-9869516/photo-5916956

  • Zdjęcie ferjustin

    ferjustin 2015-06-05

    Ya en el interior del pueblo tenemos una bella imagen del tejo existente, este ejemplar de buen tamaño, tiene un crecimiento irregular por la cercanía a una construcción. https://es.wikiloc.com/rutas-outdoor/argolibio-368-amieva-pico-carria-1-439-parque-natural-de-ponga-9869515#wp-9869516/photo-5916959

You can or this trail